Editar el formato de los textos suele ser una preocupación para los traductores, pero la edición de formatos de texto complicados supone una auténtica pesadilla para muchos. De hecho, muchos traductores pasan más tiempo editando el formato del texto que traduciendo el contenido del mismo.

Puede ser difícil editar el formato de textos que contengan:

  • Gráficos
  • Tablas
  • Dibujos
  • Fotografías
  • Diagramas

Pedir a los traductores la edición de formatos de texto complicados o su conservación puede acarrearles una gran pérdida de tiempo. Además, si se centran en dos tareas que requiere gran concentración como la traducción y conservar un formato de texto complicado puede suponer que se centren en una para no prestar tanta atención en la otra.

Es por eso que en TRANSLIT sólo pedimos a nuestros traductores que se centren en su trabajo, que es traducir. De esta manera nuestros traductores se concentran en su traducción y no en arreglar el formato del texto, prestando un servicio cuidado al detalle y sin fallos. Entonces es cuando nos centramos en el formato del texto, tarea de la que se ocupan los editores y diseñadores expertos con los que trabajamos en TRANSLIT. En pocas palabras, creemos que si cada uno se ocupa de la tarea en la que se especializa, el trabajo ofrecido aumentará en cuanto a calidad. Asimismo, sabemos que las intervenciones cortas y concretas en ciertos puntos de un proyecto consumen menos tiempo que una acción larga y poco decidida.

 

Al final, el resultado de todo el proceso de traducción tiene como resultado un texto sin fallos totalmente fiel al formato y estilos originales en un lapso de tiempo mínimo, ofreciendo edición del formato en muy poco tiempo, lo que sin duda supone una gran satisfacción para nuestros clientes.

Copyright © TRANSLIT 2009 – 2017. All rights reserved.